¿Podemos construirla? Sí… tal vez

Publicado 11 de Noviembre 2015 por NTM

22 de octubre

Dos estadounidenses, un irlandés, y un kiwi* se subieron a un helicóptero para ir a la selva. Tienen una vejiga [lee el artículo relacionado en: https://espanol.ntm.org/noticias-de-la-mision/82053/mi-vejiga] entre ellos y no tienen suficiente comida para la semana que van a estar fuera… Suena como el comienzo de una broma extraña, ¿verdad? Pero no lo es. Es mi vida.

Mañana volaré a la tierra de la gente iski con otros tres hombres de NTM para terminar el trabajo en nuestra casa de la selva. Había planeado este día durante semanas y había organizado todo a la perfección: Todos nuestros suministros fueron llevados en avión hace dos días, y ahora sigue mi grupo de trabajo después de la carga, listo para una semana de trabajo bien aprovisionada. (¡JA-JA-JA! ¡Es una broma! ¡¿Dónde está la diversión de ESO?!).

Lo que ocurrió REALMENTE es que el helicóptero tuvo que ser sometido a más trabajo de mantenimiento del que el piloto había planeado inicialmente, por lo tanto, mi vuelo anterior con toda nuestra carga fue cancelado, y el vuelo de mi grupo de trabajo se pospuso por un día. Eso significa que cualquier equipo que podríamos necesitar en nuestro viaje tiene que caber en el helicóptero CON nosotros, lo cual no sería un problema si “nosotros” estuviéramos un poco más delgados, y nuestro equipo fuera un poco más liviano.

Un factor contribuyente es que aquí en PNG la gente usa el sistema métrico (“métrico” en latín significa “anti-estadounidense”), e insisten en medir todo por kilogramos (kg). Este es el problema: Nuestro helicóptero podía transportar 992 libras hasta nuestro sitio en la selva, pero debido a que aquí usamos números métricos paganos, solamente podemos llevar 450 kg. Obviamente 450 es un número muchísimo más pequeño que 992, por lo que resultamos totalmente engañados con la conversión. He hablado con nuestro piloto al respecto, pero él parece no entender de qué estoy hablando (es triste que algunas personas no puedan adaptarse a un tipo diferente de medición).

De todos modos, este nuevo arreglo nos tiene completamente castigados con el peso. El peso de nuestra carga no negociable es de 55 kg, y nuestro peso combinado de las personas es de 374 kg (para los amantes de las matemáticas, 55 + 374 = no queda casi ningún peso para ropa, comida o artículos personales); sin embargo, vamos a ser capaces de hacer que funcione (probablemente); solo tendremos que modificar algunas cosas. Me imagino que si todos comemos el equivalente a la mitad de la comida de una semana antes de salir, y luego comemos la otra mitad después de que regresemos, funcionará aunque sea al final. Y si cada uno trabaja en su ropa interior, entonces eso nos ahorrará el peso de 4 juegos de zapatos, pantalones cortos y camisas; sí, podemos hacer que esto funcione.

Otro problema que tenemos que resolver en este momento es que aun si terminamos la casa en esta semana, nuestra vejiga de agua actualmente está completamente seca (la fontanería doméstica por lo general funciona por debajo de lo ideal sin una fuente de agua). Papúa Nueva Guinea no nos está ayudando en este sentido, pues actualmente se encuentra en medio de la peor sequía de los últimos veinte años. Las sequías son malas noticias para quien obtiene toda su agua mediante la recolección de las aguas lluvias, por lo que tal vez tengamos que reconsiderar seriamente nuestra fecha de traslado del 3 de noviembre si no recibimos un poco de precipitación ahorita.

Y mientras estoy en el tema de la lluvia, no nos olvidemos de la gente iski. En lo que esta sequía es inconveniente para nosotros los misioneros, es bastante devastadora para los nacionales. La gente de la aldea, al igual que muchos en PNG, vive exclusivamente de lo que cultiva en sus huertos y encuentra en la selva, y esta sequía ha causado un grave fracaso a la horticultura local. La mayoría de lo que ellos habían plantado está muerto, y no pueden comenzar a cultivar nada nuevo. La gente se está poniendo muy nerviosa (y hambrienta). A este país le vendría muy, muy, muy bien un poco de lluvia. Quizás ese podría ser un motivo para que te unas a nosotros en oración.

Así que, en resumen:

  • Todos los misioneros estamos obesos.
  • Los helicópteros son demasiado pequeños.
  • Tenemos muchas ganas de terminar nuestra casa en esta semana.
  • Por favor, ora por lluvia.

*El kiwi es una fruta tropical pequeña y cubierta de pelusa. También puede ser un ave no voladora pequeña o, en ocasiones, un ciudadano de Nueva Zelanda. El contexto generalmente ayuda a determinar el significado deseado.

Los comentarios están cerrados.

New Tribes Mission - Espanol

New Tribes Mission – Espanol