Kena se da cuenta que Dios es fiel

Publicado 22 de enero 2013 por NTM

Esta creyente wusaraambyana ha tenido muchas pruebas últimamente.

“Dios, por favor, cuídalo”, musitó Kena hace cuatro noches mientras miraba a su pequeño hijo, Josep, sufrir con una disentería severa. Las mejillas regordetas del pequeño de dos años y su alegre sonrisa desaparecieron mientras su figura se hacía más frágil y débil.

“La fiebre no lo dejaba y yo no podía bajarla. La disentería ya le había hecho perder mucho peso, y ahora la fiebre le estaba causando daño”, explica Kena, una creyente de la tribu wusaraambya; “me sentía muy impotente al verlo así”.

Esto sucedió después de la media noche, y no había ayuda médica cercana, entonces se puso de rodillas en el piso de su oscura choza y oró.

Gradualmente, Kena recobró la paz al darse cuenta de que Dios tenía el control.

Los minutos pasaron mientras Dios tranquilizaba su alma, recordándole Su fidelidad.

“Comencé a darme cuenta de que esta era simplemente otra prueba que Dios estaba pidiéndome enfrentar por amor de Su reino”, explica ella.

En las últimas semanas, Kena vio sufrir a su familia porque su pequeña hermana, Lucy, fue raptada de la escuela, y su esposo, Willis, fue golpeado por compartir el Evangelio. Después de muchas horas de oración, Kena vio cómo Dios le devolvió milagrosamente a su hermana Lucy sin ningún daño, y sanó las heridas de su esposo, Willis. Ahora ella oraba fervientemente por un milagro para su pequeño Josep.

Cuando terminó de orar, observó a su pequeño hijo y vio que ahora estaba durmiendo tranquilamente. Su fiebre había bajado y su rostro tenía un color más natural.

“Fue en ese momento que Dios me recordó que Él cuida a los que lo aman”, dice Kena con lágrimas en los ojos.

Al ver la fidelidad de Dios, ella empezó a darle gracias por responder sus oraciones.

Ahora, cuatro días después, la disentería de Josep se ha ido. Su alegre sonrisa ha regresado y sus ojos brillan mientras juega con su mamá y devora todas las batatas que ella le da. Una vez más, Kena da gracias a Dios porque Él es un hacedor de milagros.

Los comentarios están cerrados.

New Tribes Mission - Espanol

New Tribes Mission – Espanol