Informe reciente de los Jordan

Publicado 6 de Enero 2017 por Stephen y Ginger Jordan
<? the_title() ?>

Celebración anticipada del Día de Acción de Gracias

 

NOTICIAS DEL DÍA DE ACCIÓN DE GRACIAS

22 de noviembre, 2016

Name Cards by Rebekah

Tarjetas con nombres hechas por Rebekah

En el Día de Acción de Gracias se cumplirán exactamente cuatro meses desde que yo, Ginger, me caí por las escaleras y me lastimé el codo, así que tengo muchas más cosas básicas por las que estoy agradecida en este año. Estoy agradecida por una familia que se unió para hacer el trabajo que yo no podía hacer, desde preparar comidas hasta peinar mi cabello. Estoy agradecida por un esposo que ayudaba a hacer las más humildes de las tareas que yo no era capaz de hacer, como ayudarme a vestir. Y ahora, cuatro meses después, estoy agradecida de poder hacer todas estas cosas  básicas sin ayuda y sin dolor. Cosas como lavar mi cabello, cepillar mis dientes con mi mano derecha, abrir latas de verduras, hacer galletas y amasar pan, son cosas que estoy mucho más agradecida de poder hacer.

Y por supuesto, nuestra familia tiene mucho que agradecer al Señor, más allá de las cosas básicas. Él nos ha acompañado en este año, habilitándonos para trabajar junto a los agutaynens para verlos aprender y crecer en Su Palabra. Él ha abierto puertas para que podamos iniciar nuevos estudios bíblicos y veamos a más de 100 personas oyendo Su Palabra cada semana. Él está obrando en el proceso de comprar un terreno para una edificación para la iglesia agutaynen, y está uniendo a los creyentes en una familia. Aunque nuestra vida está muy ocupada, el Señor sigue dándonos salud y fuerza para vivir y trabajar aquí en las Filipinas para Su gloria.

Gracias por unirte a nosotros cuando celebramos otro Día de Acción de Gracias. ¡Dios es muy bueno para darnos las cosas básicas, y más allá de lo que pudiéramos pedir o pensar!

¡Feliz Día de Acción de Gracias!

 

YA CASI

5 de diciembre, 2016

Después de años de oración, meses de reuniones y creyentes alrededor del mundo dando, ya casi tenemos un terreno en la aldea para el nuevo hogar de la Iglesia Biblia de la Fe.

El mes pasado, los creyentes de la aldea seleccionaron un pedazo de tierra y se acercaron a los “dueños” para ver si querían venderlo. En cuestión de horas, los creyentes estaban entusiasmados con la noticia de que, sí, los “dueños” querían vender y el precio de venta era razonable.

Como habrás notado, la palabra dueños está entre comillas y ahí es donde empieza la complicación. El propietario, que aparece en el título, murió hace veinte años. Como resultado, la tierra solo puede ser vendida si la esposa y todos los hijos del difunto firman la escritura de venta. El difunto propietario tiene siete hijos; por lo tanto, necesitamos las firmas de la esposa y de todos los siete hijos. Ahí es donde se agrava la complicación. Uno de los hijos también está muerto; entonces, en su lugar, todos sus cuatro hijos (nietos del propietario de la tierra) deben firmar la escritura de venta. Por lo tanto, en total, necesitamos once firmas de once personas que se encuentran dispersas a lo largo de las islas filipinas.

Signing the Papers

Firmando los documentos

Afortunadamente, el jueves pasado, la esposa del difunto propietario, los seis hijos vivos y un nieto se reunieron con Stephen y dos creyentes en la oficina del abogado. Los documentos fueron preparados y todos firmaron. Ya casi tenemos todas las firmas, ya casi tenemos la tierra. Sin embargo, antes de que los papeles puedan ser archivados y el título transferido, aún necesitamos las firmas de otros tres nietos. Lamentablemente estos tres nietos viven en diferentes islas de las Filipinas. Afortunadamente uno de los hijos del difunto está comunicándose con ellos y esperamos que los nietos vengan en Navidad a firmar los papeles.

Alabamos al Señor por la provisión de este terreno y oramos por la conclusión de esta transacción.

Almost the future home of Faith Bible Church

El casi futuro hogar de la Iglesia Biblia de la Fe

 

UN NUEVO CAMBIO EN UNA VIEJA TRADICIÓN

21 de diciembre, 2016

En diciembre de 2003, nuestra primera Navidad en esta aldea, un grupo de cantores navideños se detuvo en nuestra casa una noche. En cierto modo fue divertido; cantaron canciones conocidas, pero las palabras estaban en su lengua materna. Después de cantar varias canciones navideñas, como muestra de agradecimiento les dimos algunas de las galletas caseras navideñas de Ginger, y Coca Cola. Antes de salir de nuestra casa, nos entregaron un sobre. Les dijimos: “gracias”, y les devolvimos el sobre, todavía vacío. Ellos esperaban que les diéramos un donativo financiero para su iglesia local. Los cantores navideños venían de la “iglesia local” todos los años hasta el 2009. Ese es el año en que nuestro equipo les presentó por primera vez las buenas nuevas. Mirando las fotos de los cantores de esos años, casi la mitad de ellos ahora asiste a la Iglesia Biblia de la Fe. ¡Alabado sea el Señor!

Rebekah, Chona and Margilynn Caroling

Rebekah, Chona y Margilynn cantando música navideña

Hace aproximadamente un mes, les sugerimos a los creyentes que fuéramos cantando a través de la aldea en Navidad. Al principio no parecieron entusiasmarse con la idea; pero continuamos hablando con ellos acerca de esto y luego sugerimos que no pidiéramos un donativo financiero en cada hogar, ¡sino que más bien le diéramos a cada uno un donativo! Los creyentes se pusieron eufóricos por esto.

Bryan, Jonathan and Luke with Caroling Gifts

Bryan, Jonathan y Luke con regalos de los cantores

En lugar de pedir un donativo, ¡les daríamos uno! Por lo tanto, junto con varios creyentes, juntamos setenta cajas pequeñas con regalos de café instantáneo y golosinas. También incluimos un tratado espiritual que hicimos en el idioma tagalog para esta ocasión. El pasado domingo y el lunes por la noche, unos treinta creyentes recorrieron la aldea cantando. En varias ocasiones la gente trató de darles a los creyentes algunos pesos, pero estos les decían que queríamos darles un regalo.

Abigail and Saysay Caroling

Abigail y Saysay cantando música navideña

A menudo los aldeanos no entendían, y probablemente se preguntaban: “¿¡Qué!? ¿Cantantes navideños que no quieren dinero?” Y seguían tratando de dar sus pocos pesos.  Pero al final fueron ellos los que recibieron un regalo.

Por favor, ora con nosotros para que Dios use esta oportunidad para acercar a estas personas a Él, y que ellos reciban el mejor regalo de todos, la vida eterna.

Believers Caroling

Los creyentes cantando música navideña

 

 

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

New Tribes Mission - Espanol

New Tribes Mission – Espanol