El evento del palo engrasado

Publicado 3 de noviembre 2017 por Jeff y Nancy Bicket
<? the_title() ?>

12 de octubre, 2017

El Día de la Independencia de Papúa Nueva Guinea es el 16 de septiembre. Como centro misionero abrimos nuestras puertas a las aldeas de los alrededores para que vinieran y disfrutaran de una celebración. Es como el día de la independencia en un pueblo de un país de América, pero con algunas variaciones culturales. Hay juegos de habilidad como el concurso de arco y flecha, que por cierto fue dominado por los de la tercera edad, consecuencia del éxodo de las zonas rurales hacia los centros urbanos que está ocurriendo en PNG. Hubo voleibol, juego de tirar de la cuerda, dramas y danzas, pero lo más destacado del espectáculo fue el concurso del palo engrasado.

Se mete un palo de doce metros en la tierra. Se engrasa abundantemente y se ofrece un premio a quien pueda trepar y tomarlo. Esta prueba verdaderamente deleitó al público y fue una experiencia aleccionadora sobre la naturaleza humana. Es interesante lo mucho que este evento se asemeja al ministerio, tanto en casa como en PNG. Por un rato, las personas observaron y hablaron entre ellas, y finalmente alguien se atrevió a hacer el intento. La persona se cubrió con serrín (o aserrín) para mejorar su agarre y llevó consigo un juego de cuerdas cortas para ganar un punto de apoyo en su ascenso. Sin embargo, con el tiempo fracasó en su intento solitario de ganar gloria y fama.

A continuación, un grupo de adeptos se reunió alrededor del trepador para prestar sus cuerpos como escaleras para que él pudiera llegar más arriba. Esto produjo un progreso impresionante que luego atrajo a un segundo equipo oponente cuya estrategia fue usar como propia la base construida por el primer equipo, trepando por encima del primer equipo para tomar la delantera.

Por supuesto, la injusticia de esta táctica enfureció al primer equipo. En reacción, comenzaron a empujar, dar empellones y caerse a la tierra para el gran deleite y el aplauso de la multitud. Era como una película cómica de ‘El Gordo y el Flaco’ [Laurel y Hardy].

Después que el equipo uno y el equipo dos hubieran fracasado en sus intentos independientes, los dos formaron una especie de alianza por el bien común. Ahora, debilitados físicamente por sus intentos anteriores, el proceso era arduo pero fueron implacables en buscar la meta. Me sorprendió el esfuerzo tan grande y tan prolongado que se hizo por una recompensa tan pequeña. Después de seis horas, el PALO ENGRASADO fue conquistado con éxito, pero dejó una secuela de cuerpos y egos magullados.

Simbólicamente, el concurso del palo engrasado se puede relacionar con nuestros intentos personales de alcanzar a Dios o de superar la dificultad de ministrar a un pueblo con tantos obstáculos que le estorban. Existen normas físicas, sociales, económicas, espirituales y culturales que lo hacen más difícil.

Sin embargo, aquí también hay lecciones para los misioneros. Al igual que con la estrategia del palo engrasado, una estrategia concertada y desinteresada funciona mejor. Hacemos avances sobre las espaldas de aquellos que han hecho sacrificios antes que nosotros. El maligno se deleita con los intentos de derribar o de sabotear a otros, y es algo que lleva al fracaso. Al final, nuestra persistencia y nuestros esfuerzos y sacrificios mancomunados son infructuosos sin el poder habilitador del mismo Dios y Padre.

Para Nancy y para mí, les vemos a ustedes como nuestra base, el suelo sólido desde el cual sus corazones y manos nos están levantando. Por nestra parte, estamos prestando apoyo a los esfuerzos de los que están en el frente de batalla en la selva. Con la ayuda del Señor, el esfuerzo en equipo para escalar el palo engrasado de llevar el Evangelio a Papúa Nueva Guinea está prevaleciendo.

Vamos bien; sentimos el placer de Dios de que estemos aquí. Nuestros deberes son muchos, pero nos sentimos satisfechos al contribuir y servir en cualquier área en que el Señor nos ponga.

Continúen orando por nuestros misioneros de la selva. La semana pasada asistí a una conferencia de familias misioneras que trabajan en la selva de PNG. Escuché en sus informes muchas de las alegrías y tristezas que afrontan. Todo, desde problemas de salud inexplicables, soledad en el alejamiento, desánimo por el retroceso de líderes novatos de la iglesia durante la ausencia del misionero, pero también el gozo por los nuevos creyentes que son liberados de las cadenas de sus supersticiones, los poderosos cambios vistos en las vidas de los nuevos creyentes, el progreso en el trabajo de traducción de la Biblia, y creyentes nacionales que están comenzando a aceptar cargos de liderazgo en los ministerios en PNG. Gracias por orar por todas estas cosas.

Con amor en Él,

Jeff y Nancy Bicket

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Una respuesta a “El evento del palo engrasado”

  1. Alberto gonzalez dice:

    Muy bueno, gracias por hacernos saber.tan buenas histprias.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

New Tribes Mission - Espanol

New Tribes Mission – Espanol